Profecias y Señales del Fin del Mundo: mayas z35W7z4v9z8w

Noticias sobre las profecias mas importantes de la historia.Señales anunciadoras del Fin del Mundo.

Mostrando entradas con la etiqueta mayas. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta mayas. Mostrar todas las entradas

11 de diciembre de 2012

Los mayas ejecutan sus ceremonias sin miedo al apocalipsis



El guia maya Pedro Yac pronunció una breve plegaria, besó unos granos que tenía en la mano y los arrojó a una fogata encendida en una playa rodeada de palmeras, lejos de los temores del fin del mundo, en la primera ceremonia maya efectuada el jueves en Cuba.

"Hemos recibido una misión de estar ofrendando a la madre tierra donde se nos permita y donde se nos apoye para llegar", dijo Yac, sacerdote o "sabio maya" quiché de Guatemala, que ofició este ritual ancestral junto a dos sabias mayas vestidas con trajes tradicionales, Faviana Cochoy y Rosalina Tuyuc.

"Lo que nosotros andamos compartiendo con la gente es que seamos más sencillos. En la medida de que uno es sencillo entiende la vida de otra manera", indicó Yac, quien admitió que siente "pena" (vergüenza) porque se han atribuido a su pueblo predicciones sobre el fin del mundo, el próximo 21 de diciembre.

Funcionamiento del calendario maya, combinando los calendarios Tzolkin y Haab. El solsticio de invierno, el 21 …
"Nosotros nunca hemos hablado de esa manera, (...) hablamos de la vida, hablamos de la conexión día a día con nuestro sagrado calendario y hasta ya nos da pena decir 'calendario maya' porque ya lo relacionan con apocalipsis", se lamentó.

La primera ceremonia religiosa maya oficiada en esta isla con régimen comunista, que hasta 1992 era un país oficialmente ateo, atrajo el jueves a unas 150 personas -en su mayoría mujeres- hasta Bacuranao, una pequeña playa situada a 15 kilómetros al este de La Habana.

Los sabios mayas iniciaron la ceremonia después de una minuciosa preparación de la fogata, que fue rodeada con una variedad de flores, mientras los asistentes formaban un ruedo sentados en la arena, muy cerca del mar.

Mazorcas de maíz y diversas frutas (entre ellas piñas y guayabas) han sido colocadas sobre la arena antes de que fuera encendido el fuego.Yac condujo la ceremonia pidiendo a los presentes que oraran mirando hacia el mar, con los brazos alzados. Luego, los invitó a meterse al agua, lo que muchos hicieron a pesar de estar vestidos.

La oración en lengua maya fue inentendible para los cubanos, pero Yac y las sabias dieron las instrucciones en español.Hacia el final de la ceremonia de poco más de una hora de duración, los asistentes oraron mirando directamente al brillante sol del mediodía, en un día de diciembre con cielo despejado e inusualmente caluroso.

"Para mí fue muy emocionante, sentí muy buenas energías, me sentí muy bien", dijo la habanera Georgina de Armas Arredondo ."Recibí mucha fuerza, mucha tranquilidad, muchas sabiduría. De hecho yo tenía catarro cuando vine y ya me siento mejor", expresó la escritora Eurídice Charadán.

Entre los asistentes estaba el embajador de Guatemala, Juan León, quien también es maya, y quien asistió a los sabios en la ceremonia: cuando fue necesario conseguir un palo para atizar el fuego, el diplomático cruzó descalzo el pequeño río que desemboca en la playa de Bacuranao, cortó una rama de un árbol y se la llevó a Yac.

"Esta es la primera ceremonia que se hace como pueblo maya en Cuba", explicó León a la AFP. "Ha sido extraordinaria la recepción, por eso tenemos la intención de seguir con este proceso y yo, siendo maya, es mi obligación dar a conocer esa parte de Guatemala que muchas veces no se menciona en el mundo", añadió el diplomático, quien gestionó la visita de los tres sabios a la isla.

Junto con descartar un apocalipsis, los mayas dijeron que será un momento "histórico" vivir el cierre de un ciclo de su calendario, el 21 de diciembre. "Es definitivamente histórico, para nosotros es un honor, porque nuestra vida es tan corta que no podremos volver a ver el cierre de otro ciclo de 400 años", dijo Yac. "Por eso invitamos a toda la humanidad a que nos concentremos un poquitito en esa caída del sol del día 21 y en el nacimiento de un nuevo sol el día 22", añadió.

Los mayas no fueron los únicos que practicaron una ceremonia religiosa en la playa de Bacuranao el jueves. A la misma hora, a 50 metros de distancia, cuatro santeros yorubas cubanos (culto de origen africano) oficiaron un rito de iniciación de un nuevo adepto, que incluyó el sacrificio de una gallina, que fue arrojada muerta al mar.


Imágenes de las ceremonias por la nueva Era Maya en Guatemala

Imágenes de Guías Mayas elevando plegarias frente al "sagrado fuego

28 de noviembre de 2012

Mayas oran por el 'fin del mundo'



Siete guías mayas elevan plegarias frente al "sagrado fuego", en la Gran Plaza de centro arqueológico guatemalteco de Quiriguá, con la ilusión de que el inicio de una nueva era en el calendario maya.

1 de julio de 2012

Descubrimiento Maya en Guatemala habla del fin de una era en 2012


El grupo de investigadores que trabaja en el proyecto de excavaciones de la Ciudad Maya La Corona, en el norte de Guatemala, conocida en los antiguos escritos como el misterioso “Sitio Q”, anunciaron ayer el descubrimiento de un glifo de los años 1.300, que ofrece una segunda referencia al 21 de diciembre 2012, en el Calendario Maya.

“Marcelo Canuto (Director del estudio) y Tomas Barrientos encontraron el texto más largo jamás descubierto en Guatemala; está tallado sobre las medidas de la escalera, y registra 200 años de la historia de la ciudad La Corona”, destaca David Stuart, director del Centro de Mesoamérica en la Universidad de Texas, en Austin. Stuart fue parte de una expedición en 1997, que exploró por primera vez el sitio.

El escrito maya se refiere al año 2012 en un sentido cosmológico muy amplio, según el análisis expuesto en el estudio de la Universidad.

“Esta fue una época de gran agitación política en la región maya, y este rey se vio obligado a aludir a un ciclo mayor de tiempo que finaliza en el año 2012″, explica David Stuart.

“En tiempos de crisis, los antiguos mayas usaron su calendario para promover la continuidad y la estabilidad, en lugar de predecir el apocalipsis”, destaca Marcelo A. Canuto, director del Instituto Americano de Investigación de Tulane y co-director de las excavaciones en La Corona.

Para el director, “este texto habla más sobre la historia de la antigua política, en lugar de la profecía”.Otros mayistas anónimos entienden que las fechas apocalípticas son una advertencia al ser humano, y que la continuidad se puede producir si la sociedad cambia su comportamiento, para no ir derecho a la destrucción.

Mientras que los investigadores Canuto y Barrientos descifraban los nuevos hallazgos en mayo, David Stuart reconoció la referencia de la fecha del año 2012 en un bloque de escalera que lleva 56 jeroglíficos finamente tallados, informa la Universidad.

Ahí también se conmemora una visita real a la Corona en el año 696 por el gobernante maya más poderoso de la época, Yuknoom Yich’aak K’ahk ‘de Calakmul, sólo unos pocos meses después de su derrota ante Tikal, su rival desde el año 695.Se cree que este gobernante se encontraba de visita para disipar los temores después de su derrota, agrega el informe.

El Proyecto Regional Arqueológico La Corona (PRALC) se lleva a cabo en la foresta tropical del norte de Guatemala desde 2008 con la participación de Marcelo Canuto, investigador de Tulane y Tomás Barrientos de la Universidad del Valle de Guatemala. El estudio se enfoca en las excavaciones de la “Clásica Ciudad Maya Corona” conocida solamente con un misterioso signo de “Sitio Q”, destaca el Instituto Tulane.Ellos dirigieron estas excavaciones en sitios previamente devastados por los saqueadores.

“El año pasado nos dimos cuenta de que los saqueadores de un edificio en particular habían descartado algunas piedras talladas porque estaban demasiado erosionadas para venderse en el mercado de antigüedades”, dijo Barrientos, “Así que sabíamos que nos encontraríamos con algo importante, pero también pensamos que podría haberse perdido algo”.

Sigueme en tu email